7 Beneficios de practicar mindfulness

 

7 Beneficios de practicar mindfulness

Practicar la atención consciente mindfulness hace que tu vida sea mas serena, aprendiendo a estar en el momento presente tal y como es, sin juzgarlo.

Aprendiendo a estar atento a los pensamientos, emociones y sensaciones corporales obtendrás los 7 Beneficios de practicar mindfulness

  1. Atención al momento presente
  2. Respiración consciente
  3. Atención a los pensamientos
  4. Gestión de las emociones
  5. Consciencia del cuerpo
  6. Dejar de ir en automático
  7. 3 minutos atención consciente mindfulness

 1. Atención al momento presente

Atención al momento presente, el primero de los 7 Beneficios de practicar mindfulness

Darse cuenta de lo que esta ocurriendo ahora y vivirlo, es estar en la experiencia tal y como es este momento, es estar presente y uno de los beneficios de la atención consciente mindfulness

Estar haciendo realmente lo que se esta haciendo nos lleva a vivir de forma más intensa.

El presente es lo que esta ocurriendo, junto con nuestros pensamientos y sensaciones internas, dependiendo de cómo sean nuestros pensamientos el presente puede ser gozoso o un momento que ni siquiera sabemos como ha ocurrido.

Habituarse ha estar en el presente requiere de una práctica, de una intención, de estar en todos los momentos, desde estar concentrado en una tarea, andar por la calle, hacer la comida a lavarse los dientes.

Es volver a recordar la sensación de hacer las cosa por primera vez, como cuando, éramos niños.

De adultos tenemos memoria de cómo se hacen las cosas, muchas las tenemos integradas en el subconsciente, permitiéndonos hacer la tarea y pensar en otra cosa al mismo tiempo, perdiéndonos lo que esta ocurriendo en este preciso momento

Para tener el hábito de estar en el presente y no irse al futuro o pasado, se necesita practicar, dejar “de saber” y tener una mente mas curiosa, vivir la experiencia tal y como es ahora.

 

2. Respiración consciente

Respiración consciente, el segundo de los 7 Beneficios de practicar mindfulness

Atención consciente mindfulness es varios darse cuenta, uno de ellos, es como respiramos, poner la atención a nuestra respiración es otro de los beneficios

Hay varios pasos para darse cuenta de la respiración.

  • Notar como entra y como sale el aire
  • Notar si mueve el pecho y abdomen al respirar
  • Notar la rapidez de la respiración

Notar como entra y como sale el aire

El hecho de estar atento a nuestra respiración, nos lleva a estar en el presente

La respiración nos ayuda a poder dejar los pensamientos y volver al cuerpo, al poner la atención en la respiración, nuestros pensamientos bajan en intensidad.

En todos los momentos del día podemos ir a la respiración, parar, darnos pequeñas pausas mentales, sentir el beneficio de esta práctica, que calma nuestra mente, es un regalo que hacemos a nuestro cuerpo y mente

Notar si mueve el pecho y abdomen al respirar. ¿Cómo estás respirando?

Una manera de saber si respirar con el pecho o abdomen es poner la mano en cada uno de estos lugares y notar como mueven.

La opción de poner una mano en el pecho y otra en el abdomen, te dará inmediatamente la información de cómo respiraras.

Personalmente me pongo muchas veces la mano en el pecho o abdomen, siendo una manera de ver como respiro y como estoy interiormente.

Si solo notas que se mueve el pecho, te falta el llenado completo de los pulmones, los pulmones se llenan cuando el aire entra hasta el abdomen.

Observa como respira un niño, mueve mucho el abdomen, con la edad solemos perder esta cualidad.

Las personas con ansiedad suelen respirar con la parte alta del pecho.

El realizar la respiración completa, pecho y abdomen, hace que tengamos mas capacidad de entrada de aire y nuestras células se benefician de ello y nuestros pensamientos son más calmados.

Notar la rapidez de la respiración. Como es de rápida tu respiración?

Si notas, especialmente en el pecho, que tu respiración es rápida, es posible que te canses y estreses más de lo habitual. Incluso la sensación de que te falta aire.

Si este tu caso, ponte una mano en el abdomen e intenta llenarte de aire completamente, nota como se mueve el pecho y el abdomen.

Al llenar de aire toda tu capacidad pulmonar, el oxígeno llegara a todas tus células eliminando toxinas, haciéndote sentir más vigoroso y calmado

La respiración nos ayuda a centrarnos

 

3. Atención a los pensamientos

Atención a los pensamientos, el tercero de los 7 Beneficios de practicar mindfulness

Darte cuenta del tipo de pensamiento que tienes, es importante para decidir si sigues con él o lo dejas, pueden ser pensamientos triviales o con carga emocional.

Muchas veces los pensamientos nos atrapan, puede pasar, que estemos en ellos varios minutos sin darnos cuenta.

Si tienes un pensamiento con carga emocional, en este caso ya se requiere una cierta experiencias en las técnicas de atención consciente mindfulness.

Saber lo que estas pensando en este momento y ver si coincide con lo que estas haciendo es una forma de averiguar si estas en el presente.

Observa lo siguiente:

  • Estas mucho tiempo con ciertos pensamientos?
  • Estas normalmente en el futuro o en el pasado?
  • Que tipo de pensamiento sueles tener?

Simplemente pon la atención en tu pensamiento y observa como es, repetitivo, ansioso, alegre, preocupante, con la ayuda de la respiración te será más fácil observar el pensamiento.

 

4. Gestión de las emociones

Gestión las emociones, el cuarto de los 7 Beneficios de practicar mindfulness

Las emociones requieren de una atención especial, por la tendencia a rechazarlas o preocuparse.

Darse cuenta de que hacemos para vivir con las emociones, si buscamos distraernos con otras sensaciones como:

  •  Ver mucho la tele
  • Comer chocolate
  • Dormir mucho
  • Comer impulsivamente
  • Hacer deporte en exceso

O nos preocupamos produciendo:

  • Estrés
  • Ansiedad
  • Insomnio
  • Depresión
  • Baja autoestima

Atención consciente mindfulness tiene varias herramientas para gestionar las emociones teniendo el potencial de transformar tu vida.

Estas herramientas las utilizamos para el curso mindfulness para la salud

La meditación de la respiración sirve para enfocar la mente en una sola cosa, aprender a estar atentos a la respiración, nos ayuda a saber pensar en una sola cosa.

Enfocarnos en la respiración y solo en la respiración cuando estamos en proceso emocional, puede hacer que disminuya o desaparezca la emoción.

Muchas veces no nos damos cuenta de que tenemos una molestia o una tensión en nuestro cuerpo, saber escanear nuestro cuerpo, explorando si existe alguna molestia, nos ayudará a reconocerla y decidir si la ignoramos o prestamos atención a la molestia.

La meditación de la conciencia amable es para ver como aceptamos nuestra parte desagradable y agradable sabiendo convivir con las dos, sin rechazar lo desagradable y sin aferrarnos a lo agradable.

Una vez que aceptamos dentro de nosotros estos dos aspectos, lo agradable y desagradable, podemos ver en los demás los mismos aspectos y tener una conciencia de nosotros y de la humanidad más amable.

Como nos acercamos a los desagradable? Si es posible que no nos guste o no queramos hacerlo.

Ampliando nuestra conciencia, en los aspectos desagradables de nuestra vida, también hay aspectos agradables por pequeños que sean. Ej.

  • Si estamos en cama, el calorcito de la sábanas
  • Si hace tiempo que nos vemos a nuestros hijos, una llamada suya
  • Si estamos en casa el domingo, una buena lectura
  • Si llueve, sentir la lluvia en nuestra piel

El ampliar nuestra conciencia, nos hacer ver las cosas desde otro lugar y aquella emoción que era muy intensa, es posible que disminuya.

 

5. Consciencia del cuerpo

Consciencia del cuerpo, el quinto de los 7 Beneficios de practicar mindfulness

Conoces la frase ¿Cuan alejado estas del cuerpo?

El cuerpo nos dice muchos mensajes, ¿acaso le escuchamos?, en realidad prestar atención a nuestro cuerpo es clave para saber mucho de nosotros mismos.

Esa pequeña molestia que nos esta diciendo, “descansa un poco”, o no la escuchamos o no le hacemos caso y tiramos hacia delante.

Un buen día esa molestia se ha convertido en dolor

La atención consciente mindfulness nos hace estar más atentos a nuestro cuerpo más atentos a sus señales.

Si tenemos una molestia en el cuerpo, quizá sea por una emoción no liberada, algo que queremos decir y no lo decimos, una corrección en nuestra postura.

Lo interesante es que gracias a la atención consciente mindfulness te puedes hacer un escáner de tu cuerpo en segundos, es una costumbre que he adquirido desde que practico y sinceramente me doy más permisos para parar y descansar.

 

6. Dejar de ir en automático

Dejar de ir en automático, el sexto de los 7 Beneficios de practicar mindfulness

La practica de la atención consciente mindfulness ayuda mucho a estar en lo que hacemos dándonos cuenta.

Te ha pasado alguna vez que has ido de un sitio a otro y no te acuerdas del camino?

Gracias a nuestro subconsciente que funciona de maravilla, hemos llegado al lugar sanos y salvos, a cambio nos hemos perdido los pormenores del trayecto.

Nuestros pensamientos nos atrapan de tal manera que nos trasladan fuera de lo que esta ocurriendo en nuestro entorno.

Preguntas

  • ¿Cuántos momentos recuerdas auténticos, de toda tu vida?
  • ¿De toda una vida, cuantos momentos de has sentido presente?
  • ¿Cuántos momentos quieres dejar de perdértelos?
  • ¿Crees que es mejor estar en el ahora que el futuro o pasado?

En realidad es una decisión, quiero estar aquí ahora, vivirlo y experimentarlo tal y como es.

 7. 3 minutos atención consciente mindfulness

3MM el séptimo de los 7 Beneficios de practicar mindfulness

Los 3 minutos de atención consciente mindfulness es una practica muy beneficiosa en el día a día, puedes elegir en cualquier momento del día para realizarla.

Es el momento de darte un descanso, un respiro, una atención hacia ti.

Se trata de parar, dejar de hacer lo que estas haciendo, hacer una respiraciones, darte cuenta de tus pensamientos y emociones como están en este momento.

Tener el hábito de hacer los 3 minutos de atención consciente mindfulness varias veces al día entre 3 y 6 veces, te permitirá llegar mucho más descansado al final del día.

Aprenderás a saber parar y dedicarte unos minutos a ti.

 

Te comparto mi experiencia

Antes de la atención consciente mindfulness era una persona que estaba mucho en el futuro y algunas veces en el pasado, mis emociones me atrapaban, por periodos de días y semanas.

Si tenia alguna tensión en el cuerpo, vivía con ella sin prestarle atención.

Ahora al practicar meditación entre 15 y 30 minutos al día, los 3 minutos más de una vez y poniendo la intención de estar atento a mis pensamientos y sensaciones he dejado de ir en piloto automático.

Mi vida es más serena, porque he aprendido a responder en vez de reaccionar, puedo decidir que hago con mis pensamientos, especialmente los que tienen carga emocional.

Estoy más enfocado en el ahora, porque me doy cuenta, si me voy con el pensamiento y vuelvo al presente.

La práctica de la atención consciente mindfulness me proporciona una vida más serena, más presente, más auténtica, con más capacidad de decidir qué es lo que quiero hacer, sin reaccionar a las circunstancias.

 

Un abrazo.

Imágenes. freedigitalphotos

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.